Obturaciones filtro particulas

Tengo un Fiat Punto Evo 1.3 Multijet (90cv) con 30.000 kms. Desde hace uno o dos meses a veces en carretera comienza a dar tirones, y veo salir humo del escape por el retrovisor. Dura segundos pero si sucede adelantando creo que es un problema grave. En el taller oficial me han comentado que se trataba de que el filtro de partículas se estaba regenerando en esos momentos en los que me daba esos síntomas, y que el filtro funcionaba así en todos los motores diésel del grupo Fiat. Le he comentado lo de ir adelantando y me ha respondido que con reducir se solucionaba. ¿Es todo esto que me han dicho cierto? ¿Que mantenimiento tiene ese filtro de partículas en mi motor?

Lo que te han comentado en el concesionario es totalmente cierto. De hecho, uno de los principales problemas de los diésel equipados con filtro de particulas es que los usuarios no conocen el funcionamiento del sistema, y que los trayectos cortos o por ciudad pueden afectar negativamente al filtro de particulas si no se toman algunas medidas muy básicas.

 

Filtro de Partículas

El funcionamiento de un filtro de particulas es muy sencillo. Lo que hace el filtro es retener o acumular las partículas carbonosas presentes en los gases de escape, con el objetivo de eliminarlas una vez el filtro está lleno. Funciona por tanto en dos fases, una de acumulación y otra de regeneración. Mientras el filtro acumula particulas el conductor no nota nada. Pero, ¿qué pasa cuando los sensores de presión detectan que el filtro está lleno? Pues que hay que eliminar las partículas. ¿Y cómo se eliminan? Quemándolas.

Aquí está la clave. Para incinerar esas partículas hay que provocar un aumento de temperatura que permita al filtro “regenerarse” de forma espontánea. Pero esa regeneración no es inmediata, y requiere de unas condiciones determinadas muy sencillas: conducir durante un período aproximado de 15 minutos a una velocidad superior a 40 km/h. Por eso, si se utiliza mucho tiempo el coche en ciudad o en recorridos urbanos (en los que además se produce mayor cantidad de emisiones de partículas en el escape, por las condiciones de utilización), es aconsejable realizar ocasionalmente recorridos por carretera para ayudar al filtro a mantenerse limpio.

Durante la fase de regeneración del filtro es cuando el conductor puede notar que aumenta ligeramente el ralentí, que sale humo por el escape, e incluso esos tirones ocasionales cuando se mantiene una velocidad suave y constante. No hay que preocuparse, es perfectamente normal. Y no pasa nada si tienes que realizar un adelantamiento y el motor está en esa fase de regeneración. Si no responde como quieres, basta con reducir una marcha y hacerlo subir de vueltas.

 

Filtro de partículas

¿Qué ocurre si no sales nunca a carretera y no se dan las circunstancias necesarias para que el filtro regenere correctamente? Pues que el filtro sigue acumulando partículas hasta que se llena. En el caso de tu Fiat Punto EVO, se encendería un testigo en el cuadro de instrumentos para indicar que el sistema necesita una regeneración forzada, que se llevaría a cabo en el taller, conectando el vehículo a la máquina de diagnosis, pues a partir de determinado nivel de saturación ya no es posible conseguir la regeneración de modo espontáneo, aunque salgas a carretera. No es que tengas que parar de inmediato, pues el coche sigue funcionando… y el filtro acumulando partículas Si tardas en acudir al taller, el sistema entrará en un modo de emergencia que limitará las prestaciones del motor, para evitar dañar el filtro.

En tu coche, ese es todo el mantenimiento que requiere el filtro de particulas, salir de vez en cuando a carretera y mantener una velocidad superior a los 40-50 km/h durante al menos 15 kilómetros. La duración que Fiat anuncia para su sistema DPF de filtro de particulas es de 250.000 kilómetros.